Mostrando 1143 resultados

Descripción archivística
Capellanías
Opciones avanzadas de búsqueda
Imprimir vista previa Hierarchy Ver :

Habiendo otorgado el 20 de septiembre de 1696…

Habiendo otorgado el 20 de septiembre de 1696, Doña Catalina Fernández de Silva, viuda del Capitán Don Francisco Torijano Marín, una escritura por la cual funda una capellanía según disposición testamentaria de su marido, de 4000 patacones de principal, que la debían gozar sus descendientes legítimos que se ordenasen de sacerdote y a falta de éstos los padres Guardianes del Convento de San Bernardino de Popayán con las condiciones que en ella se expresan, Fray Martín Vivas y Banda, Guardián del dicho Convento pide al. Provisor y Vicario General del Obispado de Popayán, que de los bienes de Don José Torijano, presbítero, difunto e hijo del dicho Don Francisco Torijano se paguen a su convento las limosnas de las misas que como capellán propietario debía haber dicho y no dijo, comprometiéndose el convento a decirlas, y pide se nombre por capellanes interinos para servir la mencionada capellanía a los Padres Guardianes del su Convento. El Provisor decreta que se haga tal como se pide.

Guardián del Convento de San Bernardino de Popayán

Expediente relativo a las capellanías instituidas por Francisca de…

Expediente relativo a las capellanías instituidas por Francisca de Rojas y sus padres Miguel de Rojas y Elvira Martín Holguín, de las cuales era patrono Loaisa, nieto de éstos últimos, que como tal nombró por capellán a Don Juan José de la Abadía, tataranieto de los mismos Miguel de Rojas y Elvira Martín y estudiante en el Real Colegio Seminario de San Bartolomé de Santafé. Este era hijo del expresado Don Juan de la Abadía y Jerónimo de Loaisa, nieto por su madre de Juan de Loaisa y Estefanía Ramírez de Mena; bisnieto por Juan de Loaisa, de Pablo de Loaisa y de Ana de Rojas Martín y tataranieto de los arriba dichos, los cuales tuvieron por hijos legítimos, además de dicha Ana de Rojas, a Francisca, Elvira y Santiago de Rojas. Constan las cláusulas pertinentes de los testamentos de Miguel de Rojas y su hija Francisca sobre fundación de las capellanías y aquel declara que fue hijo natural del Capitán Juan de Rojas y de Doña Francisca, cacica del pueblo de Apía como hija legitima de Don Gaspar, cacique del mismo pueblo… Se opuso a estas capellanías al venir el asunto al Provisor y Vicario General en sede vacante, Dr. Don Francisco Javier Torijano, Paula Rosa de Viterbo y Rojas, hermana natural de Don Miguel para su hijo Santiago Bueno, pero como solo en caso de falta de nietos legítimos, tenían derecho los naturales y en ningún caso otros parientes, el Provisor adjudicó las capellanías a la Abadía.

Juan de Loaisa

Oposición que hace el Presbítero Ceballos…

Oposición que hace el Presbítero Ceballos, vecino de Cali, por su apoderado en Popayán Maestro Don Francisco Bonilla, a las capellanías que fundaron Doña Francisca Núñez de Rojas, de principal de 1300 patacones, y Don Francisco Noriega, de 500 pats., y que habían quedado vacantes por muerte del Dr. Don Juan de la Torre, que las poseía interinamente, mientras se ordenaba alguno de los llamados a la propiedad, descendientes directos de los fundadores. Don Clemente Jimeno de la Hoz, vecino de Cali, apoderado del Alférez Real don Antonio de los Reyes, vecino de la Villa de Ibarra y Patrono de dichas capellanías, nombró también interinamente a dicho Presbítero Ceballos cura del Cajón y Rionegro, para que las sirviera y este se presentara ante el Provisor por medio del Pbro. Bonilla, a obtener la aprobación de lo hecho por el Patrono; y publicado el edicto y no habiéndose presentado otro opositor; el Provisor aprueba tal nombramiento en cuanto a la primera capellanía y lo nombra él para la segunda, también ad interim, por no estar el Patrono autorizado en esta capellanía para hacer nuevo nombramiento interino, según la escritura de fundación.

Jerónimo de Ceballos, Presbítero

No…

No habiendo obtenido Don Juan de Velasco que volviera a gravar la Marquesa su casa y las tiendas de Los Portales con el censo de la capellanía de 4000 pats. fundada por los capitanes Don pedro de Velasco y Don Francisco de Mosquera y que el hijo de aquel Don Pedro, el gobernador, había mejorado, pidió que. se gravaran con el valor de la mejora, lo que tampoco consiguió, y apeló del fallo del Provisor y Vicario General, Doctor Don Francisco Javier Torijano, quien declaró que la marquesa, y en adelante los que entraren en posesión de los bienes que dejó don Diego José Velasco, estaban solo obligados “a reintegrar y reparar la capellanía… en el principal de cuatro mil patacones… con el importe de dicha mejora... en caso de quiebra”. El último patrono descendiente de Don Pedro, el fundador, por mayoría, fue el expresado Don José, y el marqués, el primero que después de él poseyó las casas. En este expediente se inserta de nuevo la cláusula testamentaria del Gobernador Don Pedro de Velasco sobre la mejora que hizo y la partición de bien entre sus herederos, así como la de los dejados por Don Iñigo de Velasco y Doña Beatriz de Noguera y Aragón para hacer ver cómo en la adjudicación que se le hizo a ésta de las tiendas y casas susodichas no se la alcanzó a reintegrar toda su dote etc. En su testamento el Gobernador Don Pedro declaró que de su matrimonio con Doña Leonor de Cabrera tuvo como hijos legítimos a Don Iñigo, a Doña Bárbara Monja, a Doña Sebastiána, a Doña Jerónima, a Don Francisco, a Doña Ana María, a Doña Feliciana y a Don Juan; que a Doña Bárbara, al ingresar al monasterio, a Doña Jerónima, cuando la casó con Don Diego Delgado Salazar y a Doña Sebastiana, al casarla con don Rodrigo de Taboada, les dio sus dotes herenciales y que deja de herederos a los demás Herederos de Don Iñigo y Doña Beatriz (quedaron como hijos suyos, el Licenciado Don Lope, el Capitán Don Diego, Don Iñigo Lucas, Doña Manuela, Doña Jerónima, Doña Cristina, Doña María de San Carlos (monja), con el Maestre de Campo Don Carlos y el Presbítero Don Pedro, difuntos a la sazón. Don Pedro de Velasco y Zúñiga testó el 1º de Enero de 1617. Doña Beatriz de Noguera fue puesta en posesión de la casa de Don Iñigo el 28 de Enero de 1658, y la partición de bienes de los dos se aprobó el 15 de Junio de 1668.

Juan Alonso González de Velasco

Petición…

Petición del menorista Don Bernardo Bueno para que se aprobara el nombramiento del Capellán de la Capellanía de 1200 patacones que en él había hecho como en nieto de la fundadora Doña Jerónima Rodríguez, el patrono de ella Don José Holguín, hijo de la misma. Al efecto presenta copia de dicho nombramiento y de la cabeza, cláusula pertinente y pie del testamento de Doña Jerónima, quien dice que era hija del Capitán Bernabé Rodríguez de Miranda y Doña Catalina de Arce y Camargo, vecinos de Buga, mandó fundar la capellanía de misas, nombra patrono a su hijo José Holguín Calatayut en el interin que tuviese edad competente… a su hijo Don Pedro Delgado “y para tutores y tenedores de sus bienes” al Capitán Esteban de la Quintana mi hijo y Don Pedro .Delgado. El Sr. Obispo aprobó el nombramiento y de sus manos recibió el beneficiado colocación y canónica institución de la Capellanía. Consta también la certificación del nacimiento y bautismo del mismo Bueno, por no hallarse la partida de bautismo.

Bernardo Bueno, Clérigo de menores vecino de Buga

Petición…

Petición de Velasco para que se le reciba a órdenes menores y se le dé la capellanía de 2000 patacones que fundaron sus padres Don Sebastián de Velasco y Doña Magdalena de Mosquera y Figueroa, para sus legítimos descendientes, capellanía en cuya vacantes la desempeñarían los señores del Venerable Deán y Cabildo, a quienes nombraron patronos. etc. Presenta aquel con su solicitud un testimonio de la escritura de imposición de la capellanía y la partida de bautismo y hecha la información e derecho la aprobó el Sr. Obispo y mandó correr las proclamas. Tanto los fundadores como el beneficiado eran de Popayán.

Juan José de Velasco

Escritura…

Escritura, otorgada ante Don Ramón de Murgueitio, escribano público, por Doña Bartola de Arboleda Salazar y por la cual reconoce a favor del culto de San Francisco de Popayán, un censo de 500 ps. de principal, impuesto por Ana María de Paz, e hipoteca, como fianza, las minas de San Miguel que la otorgante poseía en la jurisdicción de Caloto, obligándose a pagar 25 pesos anuales de rédito.

Bartola de Arboleda Salazar

Escritura de fundación de una capellanía de 4…

Escritura de fundación de una capellanía de 4.000 patacones de principal, mandada imponer por el Dr. Don Francisco Javier de Oviedo, Presbítero, difunto, quién nombró por capellán propietario a uno de los descendientes legítimos de Don Francisco Rengifo que se ordenase de sacerdote, y por defecto de éstos a los de su sobrino Don Felipe Cuéllar, y a falta de éstos últimos al Colegio de Misiones de Popayán, con la obligación de decir 40 misas al año por su alma, la de sus padres y allegados. El principal fue reconocido por el capitán Don Francisco Antonio de Arboleda, quién lo situó y fincó en su hacienda de Novirao y se comprometió a pagar 200 patacones anuales de rédito. El patrono de la capellanía, Don Luís Solís, albacea testamentario del Dr. Oviedo, nombra por capellán interino a los religiosos del expresado Colegio, y como patronos a su muerte a los descendientes del dicho Don Felipe Cuéllar, y a falta de éstos al Síndico del mencionado Colegio de Misiones.

Luís Solís, albacea de Francisco Javier de Oviedo

Papel simple…

Papel simple, sin firma, por el cual se detallan las capellanías que Doña Ana Joaquina, Doña María Ana y Doña Juana María Mosquera habían reconocido a favor del colegio de misiones de Popayán. Asimismo habían reconocido otra de 1000 ps. de principal, cuyos réditos se destinaban al culto de Nra. Sra. de las Gracias y había sido fundada por el Dr. Francisco Javier de Oviedo. Además, se expresa que “para evitar confusiones” habían convenido el Colegio, y dichas señoras que se pagarían los réditos todos juntos, así: 145 ps. al año, o bien 72 ps. cada seis meses.

Certifica Fray Clemente González de Ibarra…

Certifica Fray Clemente González de Ibarra, Guardián del Convento de San Luís de Almaguer, que el Guardián del Convento de San Bernardino de Popayán, Fray Luís del Castillo, presentó al Gobernador de dicha ciudad, Don Luís Fajardo de Valenzuela, una escritura de 700 patacones de la capellanía de Don Francisco Ventura de Belalcázar, que reconocía Don Bernardino Pérez de Ubillus, y estaba impuesta en las tiendas inmediatas a las casas del dicho Don Francisco Ventura de Belalcázar, y que el referido Gobernador no la devolvió. Perdida definitivamente dicha escritura y por no haber quedado más razón de ella que la certificación del Guardián del Convento de Almaguer, pidió Felipe Domínguez Monrroy, Síndico del Convento de San Bernardino, se le recibiera información con el fin de “comprobar (la autenticidad) (d)el dicho papel”. Presentó como testigos a los padres Fray Andrés de León, Fray Isidro de Alarcón y Fray Juan de Sotomayor, religiosos del citado convento de San Bernardino, quienes declararon, por conocer la letra, ser auténtica la certificación de Fray Clemente González de Ibarra.

Felipe Domínguez Monroy, Síndico del Convento de San Bernardino

Escritura de censo otorgada por Andrés Cobo de Figueroa…

Escritura de censo otorgada por Andrés Cobo de Figueroa a favor del Convento de San Francisco de Popayán, por la cual se compromete a pagar al dicho Convento 20 pesos de plata de a ocho reales, cada año, correspondientes al rédito del principal de 400 pesos que había recibido, y que pertenecía a la capellanía de Pedro Gutiérrez. Carga, finca y sitúa el referido principal sobre “la estancia de sembrar maíz” que tenia “de la otra banda del río del Ejido”, en los alrededores de dicha ciudad de Popayán; sobre las tierras de Cajamarca, y sobre un hato de 300 vacas mansas, chicas y grandes, con sus casas y corrales, que poseía en el sitio de los Cerrillos.

Andrés Cobo de Figueroa, Alcalde Ordinario de Popayán

Autos sobre la capellanía de 3000 ps…

Autos sobre la capellanía de 3000 ps. de principal que mandó fundar el Capitán Don Diego del Campo Salazar a los cuales mandó agregar 1000 ps. más su hijo el Capitán Don Lorenzo del Campo Salazar. Empezaron estos autos al pretender derecho el Licenciado Don .Andrés de Canizales a la capellanía fundada por Don Diego, a lo cual se opuso el expresado Don Lorenzo. El Obispo de Popayán, Don Vasco Jacinto de Contreras y Valverde, falló a favor del Licenciado Canizales, pero el Arzobispo Metropolitano del Nuevo Reino de Granada, a quién apeló la parte contraria, revocó la sentencia del Obispo de Popayán. Un siglo después, en 1799, Don Francisco José de Quintana, como apoderado general de Doña María Casimira del Campo Salazar, en quién había recaído el patronato de las nombradas capellanías, pidió al Provisor y Vicario General del Obispado, que éstas fuesen declaradas patronato de legos y también se declarase el derecho que tenían los patronos de elegir arbitrariamente a los capellanes. El Obispo declaró a estas capellanías eclesiásticas y dispuso que para la elección de capellanes debían siempre preferirse los descendientes legítimos o naturales de Don Lorenzo del Campo. Estos autos se remitieron a la Audiencia de Quito a petición de Don Francisco José de Quintana. El Capitán Don Diego del Campo Salazar, natural de Popayán, fue hijo legítimo del Capitán Don Andrés del Campo Salazar y de Doña Isabel de Mosquera Figueroa y tuvo por sus hijos legítimos a Don Lorenzo, Doña Elvira y Doña María. El referido Don Lorenzo tuvo por hijos legítimos a Don Antonio del Campo y a Doña Juana, y por hijos naturales a Don José y a Miguel del Campo, quien fue padre de Cayetano, y éste de Miguel, el cual lo fue de Manuel Inocencio, quien hizo oposición a las nombradas capellanías, las cuales se le adjudicaron el 11 de julio de 1799.

Andrés de Canizales

Escritura de fundación de una capellanía de 2000 ps…

Escritura de fundación de una capellanía de 2000 ps. de principal otorgada por el licenciado Tomás Domínguez Monrroy, como albacea de Pedro López de la Torre, quién por cláusula de su testamento mandó fundar la dicha capellanía y nombró como capellán, primero al expresado licenciado Tomás Domínguez Monrroy y después de la muerte de éste a los padres del Convento de San Bernardino de Popayán, y dotó las misas a dos pesos cada una. Siguen las diligencias de colación y canónica institución de dicha capellanía efectuadas por el mencionado licenciado Monrroy ante el Obispo de Popayán. Se inserta también la escritura de reconocimiento de dicha capellanía otorgada por Doña Francisca Manuela de Belalcázar y Aragón, quién se compromete a pagar 100 pesos cada año de rédito.

1) Escritura de fundación de una capellanía de “vivos…

1) Escritura de fundación de una capellanía de “vivos y difuntos” de 1000 patacones de principal, hecha por el Deán de la Catedral de Popayán, Dr. Don Miguel de Resa Montoya en el Convento de Santo Domingo de Popayán.- 2) Instrumento otorgado el licenciado Don Miguel José Polo del Águila, Presbítero, por el cual reforma la dotación de las misas de una capellanía que en un codicilo hecho en Popayán había dispuesto se fundase, nombrando por patronos y capellanes propietarios a los de su sangre, e interinamente, o a falta de los propietarios, al Prior y religiosos del Convento de Santo Domingo de Popayán.- 3) Escritura hecha por el Dr. Don Pedro de Arboleda Salazar, Presbítero, como albacea del Alférez Real Don Jacinto de Mosquera Figueroa, difunto, por la que funda, según las disposiciones testamentarias del dicho difunto, una capellanía de 2000 ps. de principal para que los réditos “se empleen y gasten solo en reparos y mejoras del cerco, iglesia y convento” de Santo Domingo de Popayán.

Miguel José Polo del Águila, Licenciado

Escritura de censo otorgada de mancomún…

Escritura de censo otorgada de mancomún, por el Dr. Don Miguel Correa, como apoderado del Dr. Don Melchor Jacinto de Arboleda, y por las hermanas de este ultimo, Doña Antonia y Doña Ana de Arboleda, hijos legítimos de Don Jacinto de Arboleda Salazar y de Doña Luisa de Saa Figueroa, difuntos, a favor del Convento de San Francisco de Popayán, por la cual reconocen el principal de 2500 patacones, el mismo que habían reconocido sus padres a favor del dicho Convento, y que cargaron “sobre las casas que fueron de su morada, ...que están enfrente de la Plaza Mayor ...y de la Santa Iglesia Catedral. Se comprometen los otorgantes a pagar un rédito anual de 125 patacones y cargan, fincan y sitúan de nuevo el mencionado principal sobre las susodichas casas, que habían heredado.

Ana de Arboleda Salazar

Expediente de fundación de la capellanía de 4000 ps…

Expediente de fundación de la capellanía de 4000 ps. de principal que mandó fundar el Dr. Don Francisco Javier de Oviedo. Otorgada la escritura por Don Luis Solís, albacea y patrono nombrado por el dicho Dr. Oviedo, éste pide al Provisor y Vicario General del Obispado de Popayán que se lleven a cabo las diligencias para que se erijan en bienes espirituales los bienes de dicha capellanía y se dé la colación y canónica institución a quién correspondiere. Se libran los edictos del caso y hace oposición a ella el Bachiller Don Francisco Esteban Cuéllar, hijo legítimo de Don Francisco Cuéllar, por ser de los segundos llamados a servirla, puesto que Don Francisco Rengifo murió sin sucesión. Seguidos los autos se le adjudica la propiedad de dicha capellanía a Don Francisco Esteban Cuéllar y se declara que “a su tiempo se le dará colación y se le librará el correspondiente titulo”.

Luís Solís

Al quedar vacante por muerte del Pbro…

Al quedar vacante por muerte del Pbro. Don Eugenio de Zúñiga la Capellanía de 2000ps. de principal, “reducida en el día a mil trescientos cuatro pesos y cuatro reales” que fundó Felipe de Zúñiga a favor de sus descendientes, el Provisor y Vicario General del Obispado la adjudicó a Juan Pedro Zúñiga con la precisa condición de que en el término de seis meses recibiera “los sagrados órdenes”. Juan Pedro se dedicó a la agricultura y año y medio después, aproximadamente, contrajo matrimonio, por lo cual se declaró vacante la capellanía y se adjudicó al menor Tomás de Zúñiga, hijo legítimo de Francisco de Zúñiga y bisnieto del fundador.

Francisco de Zúñiga

Expediente sobre la adjudicación de la capellanía de 4000…

Expediente sobre la adjudicación de la capellanía de 4000 ps. de principal que mandó fundar Doña Petronila Núñez, la cual había quedado vacante por muerte de José María Hurtado y la pretendía Don Antonio Eufemiano Hurtado y González, vecino de la provincia de Micay, para su hijo Don José Antonio Justo Hurtado y Moreno, biznieto legitimo de Don Antonio Hurtado de Mendoza y de Josefa Núñez. El Provisor y Vicario General del Obispado, en atención a que de los edictos publicados en Popayán y Cali no resultó otro opositor de “menor derecho” que el referido Don José Antonio Justo Hurtado y Moreno, le adjudicó a este en propiedad la referida capellanía.

Antonio Eufemiano Hurtado y González

Don Francisco Fermín de Vergara…

Don Francisco Fermín de Vergara, en nombre de Doña Adriana de Valencia, vecina de la ciudad de Toro, dice que los indios de Roldadillo ganaron una Real Provisión de la Real Audiencia de Quito, que los ampara en la posesión de una legua de las tierras del pueblo Antiguo de El Pescado, y no de todas las tierras del mismo, como lo ha entendido el Corregidor de Roldanillo, Joseph Ramírez Coy, pues en ella está afincada una Capellanía de 2.000 patacones de principal. La demora en la solución de este asunto, causa graves perjuicios ya que “se ha detenido el arrendamiento” del resto de esas tierras. Don Felipe de Usuriaga, Contador Oficial Real de la Real Hacienda y Cajas de Popayán, encarga a Don Nicolás Antonio de Ledezma, hacerse cargo de la comisión que se le diera al Corregidor; manda medir la legua concedida a los indios y llevar a cabo las demás “diligencias mandadas ejecutar por su Alteza” para evitar mayores perjuicios a la Capellanía.

Francisco Fermín de Vergara

Imposición que con licencia del Provisor hace el Pbro…

Imposición que con licencia del Provisor hace el Pbro. Puga de capitales a censo del 4% sobre la renta de tabacos de acuerdo con real orden que se inserta. Dichos capitales eran los consignados por Doña Casimira del Campo y Don Andrés Arroyo de unas capellanías que mandó fundar Antonio de Múnera y de que el Pbro. Puga gozaba.

Luís Antonio Puga, Presbítero

Escritura de la fundación de la Capellanía del glorioso…

Escritura de la fundación de la Capellanía del glorioso San José, de que es patrona la Mayordoma de la cofradía. El Dr. Don Pedro de Arboleda Salazar, clérigo presbítero, vecino de la ciudad de Popayán: y albacea testamentario del Dr. Don José Ortiz de Salinas, también clérigo presbítero y vecino que fue de esta ciudad, pidió su fundación de acuerdo con cláusulas testamentarias de dicho Dr. Ortiz de Salinas, quien ordenó se impusiera una capellanía y memoria perpetua de misas que se han de decir en el altar del Señor San José que dejó erigido en la iglesia del convento de monjas de Nuestra Señora de la Encarnación de esta ciudad, nombrando para Patrona a la Madre Doña Clara del Espiritusanto y después de sus días perpetuamente a aquella religiosa que cuidare de la cofradía y culto del Sr. San José en dicha iglesia y asimismo nombró por primer capellán al Dr. Don Pedro de Arboleda, “si la quiere”; y si no al Dr. Don Diego de Arboleda etc. Constan con la escritura y diligencias de fundación hecha el 25 de abril de 1732, los inventarios de los bienes de la cofradía, sus cuentas y las visitas practicadas por los Obispos hasta 1807.

José Ortiz de Salinas, Presbítero

Petición del licenciado Fernando Sánchez…

Petición del licenciado Fernando Sánchez, Presbítero al Ilmo. Sr. Dr. Don Cristóbal Bernardo de Quirós, Obispo de Chiapa, electo de Popayán, solicitando apruebe la capellanía de 2000 patacones de principal - cuya escritura de fundación presenta –que a favor de su alma, la de sus padres y parientes fundó Juan del Castillo Patiño, nombrándolo a él por capellán, con la obligación de decir 66 misas con responso al año por los 100 patacones de rédito. Reconocía esta capellanía el Capitán Don Agustín Fernández de Belalcázar, quién la había fincado, situado y colocado en el hato de ganado vacuno, cañaverales y esclavos que tenia en su hacienda de Mojibio, Cajibío y Palacé, y en las minas de la quebrada llamada de Lorenzo de Paz. El Obispo por un auto aprueba la capellanía, declarando su principal bienes eclesiásticos, y le concede al licenciado Sánchez la colación y canónica institución de ella (se describe esta ceremonia), que solicitaba. Habiendo fallecido el citado licenciado Sánchez el 13 de diciembre de 1698, la capellanía pasa a los Guardianes del Convento de San Bernardino de los Padres Observantes de San Francisco de Popayán. Su patrono, que era entonces por disposición del fundador, el Síndico del dicho Convento, obtiene que Doña Josefa Hurtado del Águila, viuda del ya mencionado Capitán Don Agustín Fernández de Belalcázar, otorgue nueva escritura de reconocimiento del dicho principal, que lo sitúa, finca y carga, solamente en el hato de ganado, cañaverales y esclavos de la hacienda de Mojibio, Cajibío y Palacé, ahora de su propiedad.

Fernando Sánchez, Presbítero

Escritura otorgada por Pedro Domínguez…

Escritura otorgada por Pedro Domínguez, y por la que reconoce a censo a favor del convento de San Bernardino de los Observantes Franciscanos de Popayán un principal de 60 patacones; se compromete a pagar un rédito anual de 3 patacones, o sea el 5%, y carga, finca y sitúa el dicho principal en el solar y casa cubierta de teja que el otorgante tenia en el barrio de San Francisco de dicha ciudad.

Pedro Domínguez

Resultados 1 a 25 de 1143